En artículos anteriores te hablamos de lo saludable que es el “oro líquido”. Siendo objetivos, debemos hablarte también del Aceite y sus Contraindicaciones.

Muchas de las famosas contraindicaciones del aceite son en realidad mitos que ahora te vamos a aclarar.

MITO: El Aceite Extra Virgen engorda.

REALIDAD: Se dice esto basándose en que la oliva es un fruto hipercalórico. No obstante, el Aceite de oliva Extra Virgen tiene un aporte calórico muy similar al de otros tipos de aceite. Es más, si lo comparamos con las mantequillas o margarinas,  tiene muchas menos.

En un estudio realizado por la Facultad de Farmacia de la Universidad de Navarra, la mayoría de consumidores no solo no ganó peso, sino que perdió. El Aceite de Oliva es calórico, cierto, pero también es rico en antioxidantes, lo que ayuda a bajar de peso.

Además, cabe señalar que las grasas del aceite extra virgen son insaturadas, más específicamente monoinsaturadas. Por lo tanto, no dañan el organismo y sí ayudan a solucionar otros problemas causados por grasas animales (saturadas).


MITO: El Aceite Extra causa diarrea.

REALIDAD: Las propiedades del aceite de oliva ayudan a una buena digestión. Ahora bien, si se consume en grandes cantidades sí podría llegar a causar diarrea. Un uso moderado, como el habitual, es muy raro que produzca ese tipo de efectos.

MITO: El Aceite de Oliva hace daño a las personas diabéticas.

REALIDAD: Todo en exceso es malo. No obstante, una dieta rica en grasas monoinsaturadas reduce los niveles de glucosa en la sangre, el colesterol LDL (el malo) y los  triglicéridos, lo que provoca una menor dependencia de la insulina inyectada.

El Aceite de Oliva puede reducir los niveles de azúcar en la sangre y la presión arterial. Si además estás consumiendo medicamentos para eso, tus niveles podrían bajar demasiado, lo cual tampoco es saludable.

Comprar Aceite de Oliva y usarlo en tu mesa, especialmente el Aceite Extra Virgen produce muchos beneficios para la salud, pero si tienes dudas siempre es recomendable acudir a tu médico y/o nutricionista.

Ahora ya sabes más sobre el Aceite Extra Virgen y sus contraindicaciones. Si tienes dudas, contacta con nosotros.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar